El desempleo relevante

Por marzo 23, 2016Sin categoría

El análisis del Mercado Laboral toma como punto de partida la definición de la Población en Edad de Trabajar (PET). Esta definición es diferente para cada país, por ejemplo, en el nuestro incluye todas aquellas personas que han cumplido al menos 10 años. Recientemente y como insumo adicional para el análisis, el Banco Central ha publicado los indicadores de empleo a partir de una PET que inicia a los 15 años. En este MacroChart vamos a analizar su estructura a partir de la composición por edad de la PET con un enfoque particular en el grupo de 10-14 años (calculado en base a la diferencia entre las dos PET) permitiéndonos ver la incidencia de este grupo en el mercado laboral, además de ayudarnos a comprender cuál de ambas PET pudiera ser más apropiada.

El total de la PET a octubre del 2015 ascendió a 8,730,316 (aprox. un 87% de la población total). El grupo de 10-14 años representó un 11.13%; de 15-19 años un 12.4%; de 20-39 años un 35.85%; de 40-59 años un 26.19%; y de 60 y más años un 14.42%. Del total de la PET, un 41.7% se encuentra inactivo, es decir que no trabaja ni quiere trabajar. Así, la tasa de participación fue de 58.3%, es decir las personas que están activamente participando en el mercado laboral (Población Económicamente Activa, PEA). La PEA se distribuye entre ocupados que son 4,372,765 (50.1%), y los desocupados o desempleados que son 713,859 (8.2%). A su vez, dentro de los desempleados se encuentran aquellos que buscan activamente trabajo y los que aunque no lo buscan, están disponibles para trabajar. Esta última definición diferencia lo que conocemos como desempleo ampliado y desempleo abierto (que excluye a los disponibles), útiles para medir nuestra tasa de desempleo ampliado de 14.03% y la tasa de desempleo abierto de 5.88%.

A partir de la nueva publicación del Banco Central, podemos analizar específicamente el grupo de 10-14 años. La edad del grupo justifica su baja tasa de participación de 1.7%, es decir que un 98.3% son inactivos (955,454). Sólo un 1.57% se encuentra ocupados, de los cuales 0.25% están en el sector formal (2,419 niños de 10-14 años) y un 1.32% pertenece al sector informal (12,791 niños). Además, el grupo presenta una corta brecha entre la tasa de desempleo abierto y ampliada, de 5.54% vs 8.14%, respectivamente; la cual podría ser más amplia si su participación fuera mayor.

El grupo que presenta la mayor brecha entre la tasa de desempleo abierta y la ampliada es de 15-19 años, el cual aumenta de 13.88% a 34.84%, incremento justificable por esta ser la etapa de inserción laboral. El segundo grupo con mayor diferencia en sus tasas es de 20-39 años, quienes pasan de 8.65% a 17.72%. Sin embargo, en este último grupo la cantidad de disponibles es de 253,000, lo que representa un 57.5% del total de disponibles, versus un 35.9% de la PET (que ellos representan).

Los indicadores muestran que quizás la población más relevante en una economía como la nuestra, para el análisis del mercado laboral es la PET de 15 años en adelante, debido a la baja incidencia del grupo de 10-14 años, por la gran cantidad de inactivos que le componen y su nivel de informalidad. Un punto interesante es observar la alta incidencia de disponibles en el grupo de 20-39 años, es decir, jóvenes desempleados que no se encuentran activamente en busca de empleo. ¿Podría esta situación reflejar desaliento de este grupo?; ¿Podría también asociarse al incremento de la inseguridad? El análisis muestra, que si bien la tasa de desempleo abierta es la utilizada internacionalmente y quizás la más relevante, el seguimiento a la tasa de desempleo ampliado y un análisis más detallado de la misma, es necesario para un mejor entendimiento de esta dinámica.